Tu buscador no soporta Javascript, favor de habilitarlo.

BOTOX

Obesidad Obesidad Obesidad

La toxina botulínica es producida por una bacteria llamada clostridium botulinum, generalmente responsable de provocar la infección bacteriana llamada botulismo. Sin embargo, en pequeñas dosis terapéuticas, la toxina botulínica puede utilizarse de manera segura, para reducir el aspecto de líneas y arrugas faciales. Este procedimiento cosmético mínimamente invasivo es el más popular que se realiza hoy en día.

Utilizado para tratar líneas faciales y arrugas tales como líneas de la frente, del entrecejo, patas de gallo y líneas alrededor del cuello. Esto implica muy poco tiempo de recuperación con resultados casi inmediatos, esto contribuye a que el rostro tenga un aspecto más terso y jovial.